viernes, 6 de noviembre de 2015

FONTANERÍA SANTANDER

Un fregadero atascado puede amargarle el día a cualquiera, sin embargo, son muy pocos los que hacen algo para prevenir que esto suceda. Los profesionales de la fontanería lo tienen claro, la mayoría de atoramientos y problemas que atienden diariamente podrían haberse evitado con un poco de esfuerzo y dedicación por parte de los usuarios.
Existen en nuestros hogares una serie de puntos conflictivos que son más propensos que otros a atorarse. Esto se debe a que se utilizan más, y con frecuencia mal. Pequeños hábitos que hacen que estos puntos de nuestras casas sufran más de lo que debería y que podrían cambiarse fácilmente si se tomaran una serie de precauciones que a los usuarios no les costarán casi nada.
Uno de los más importantes es el fregadero  de la cocina. Ya no solo porque recibe muchos residuos a lo largo del día, sino porque todavía quedan bastantes familias que arrojan en ellos los aceites y grasas usadas. Esto ocasiona que se forme una película adherente a la que se van pegando los residuos hasta formar un tapón y un atoramiento. La solución está en guardar todos estos aceites en un bote para llevarlos a un punto limpio y así no solo mantendremos nuestras tuberías en buen estado, también ayudaremos al medio ambiente.
Algo similar ocurre con el retrete, ya que el máximo problema que tiene es que se utiliza con una función para la que no está diseñado: la de papelera. Tirar productos de higiene íntima (compresas, tampones…), colillas, pañales o rollos de papel solo puede acabar en atasco. Si evitamos hacer esto y ponemos una papelera en el baño, prevendremos que nuestro inodoro se atasque, con todo lo que eso conlleva, y ahorraremos de paso cisternas de agua.

Sin embargo, para algunos lugares esto únicamente no basta. Los locales comerciales, grandes superficies… son más frecuentados y más susceptibles de atascarse, por ello, conviene contratar un servicio de atención profesional que se encargue del mantenimiento. Los profesionales de hoy en día están disponibles a cualquier hora en cualquier momento y cuentan con maquinaria de última generación, capaz de dejar como nueva la instalación de fontanería. Trabajan a diario con cámaras TV y sensores espaciales que les permiten localizar cualquier fuga o arqueta con una precisión milimétrica y sin necesidad de obras y, además, también cuentan con una flota de camiones cuba y sistemas de limpieza específicos para hacer frente a cualquier tipo de atoramiento, sin importar lo grande que sea.

No hay comentarios:

Publicar un comentario